La Comunidad de Madrid permitió el congreso tránsfobo de HazteOír para «respetar la libertad de expresión»

  • Carla Antonelli pide explicaciones en la Asamblea de Madrid sobre el congreso organizado por HazteOír.

  • Según los organizadores, el objetivo del Congreso tránsfobo era «desafiar las leyes LGTB»

  • La entidad sigue declarada de «interés público» a pesar de que se niega a pagar las multas.


El Partido Socialista ha pedido explicaciones a la Comunidad de Madrid sobre el congreso tránsfobo que la organización HazteOír celebró el mes pasado en la capital con total tranquilidad a pesar que desde la propia organización habían advertido que incumplirían la ley LGTBI de la comunidad y que no iban a pagar las multas.

Tanto Arcópoli como la Policía Municipal habían informado del evento a las autoridades correspondientes sobre el contenido del I Congreso sobre Género, Sexo y Educación y que HazteOír presentó como «un desafío» a las distintas leyes LGTB acusándolas de «adoctrinamiento» especialmente cuando se dirigen a los menores.

Manuel Galán, secretario general técnico de la Consejería de de Políticas Sociales y Familia de la Comunidad , «solo se puede iniciar el procedimiento sancionador ante la evidencia de que se haya cometido alguna infracción sin que quepa a nuestro juicio, la adopción de medidas de carácter preventivo. Lo contrario podría suponer una vulneración de un derecho fundamental como es la libertad de expresión».

Carla Antonelli le recordó que el gobierno les multó únicamente con 1.500 euros por distribuir más de 100.000 folletos homofóbicos y transfóbicos en los colegios cuando según la ley debería haber sido una multa de 45.000. Aseguró asimismo, que parece que la Comunidad de Madrid tiene miedo a HazteOír y le recordó que esa ideología del odio es la responsable directa de las agresiones y suicidios de las personas trans.

Carla recordó algunas de las manifestaciones realizadas por los ponentes como que «las mujeres trans son hombres fetichistas que se disfrazan» o que «los niños trans lo son por ser víctimas de abusos sexuales».

Durante el famoso congreso, Ignacio Arsuaga, presidente de HazteOír, aseguró que  su intención era «dar visibilidad a homosexuales y transexuales que han sido víctimas de los ideólogos de género» y denunció que las leyes prohíban que las personas LGTB «puedan acogerse a ayudas o tratamientos que les permitan revertir su cambio de sexo o retornar a la heterosexualidad», lo que supone a su juicio, «un recorte de libertades».

Recordemos que HazteOír sigue siendo considerada una organización de utilidad pública a pesar de que se ha negado a pagar la multa interpuesta por la Generalitat por su autobús tránsfobo y la multa de la Comunidad de Madrid por haber distribuido folletos con contenidos lgtbfóbicos en los colegios, declarándose en este caso «objetores de conciencia».

Te in-Teresa
Turín trollea al Congreso Mundial de las "Familias" con una pancarta inclusiva

Fuente | MadridDiario

Hazte socio del Club Hazte Queer, llévate cosas exclusivas y colabora para que la web siga adelante.

A DESPELLEJARSE: